Se anuncian los ganadores de la 5ª edición del Concurso de Arquitectura Richard H. Driehaus

Los arquitectos ganadores de esta edición, han sido:  Javier Senosiain Jauregui para el municipio Buitrago del Lozoya; Susana Granizo Polo y Silvia N. Gómez Díaz para el municipio Valpuesta y Francisco Sánchez Salazar, Miguel Antonio García y Jesús Llanos Jiménez para el municipio de Zubiri.

El Concurso, convocado por: INTBAU y el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, con la colaboración del Ministerio de Cultura y Deporte y el CSCAE; promueve la arquitectura y el urbanismo tradicionales.

Un jurado internacional ha evaluado las 39 propuestas arquitectónicas recibidas y ha adjudicado un total de 50.000€ en premios.

Proyecto premiado para Buitrago del Lozoya, realizado por el arquitecto Javier Senosiain Jauregui

El Concurso de Arquitectura Richard H. Driehaus, creado por INTBAU y el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, con la colaboración del Ministerio de Cultura y Deporte y el Consejo Superior de Colegios de Arquitectos de España (CSCAE), celebra su quinta edición premiando con 50.000€ la arquitectura y el urbanismo que preserva y fomenta las tradiciones locales y promueve la conservación del patrimonio cultural español.

Los arquitectos ganadores de esta edición han sido: Javier Senosiain Jauregui para el municipio Buitrago del Lozoya; Susana Granizo Polo y Silvia N. Gómez Díaz para el municipio Valpuesta; y Francisco Sánchez Salazar, Miguel Antonio García y Jesús Llanos Jiménez para el municipio de Zubiri.

El Concurso de Arquitectura Richard H. Driehaus promueve la arquitectura y el urbanismo que se fundamentan en la cultura, los materiales y los recursos de cada territorio, fomentando la identidad propia de cada lugar, la economía circular, el trabajo artesano de calidad y el uso de materiales y soluciones de un entorno próximo, sostenibles y reutilizables.

Los proyectos arquitectónicos ganadores han sido seleccionados entre 39 propuestas de todo el mundo y responden a las necesidades planteadas por los tres municipios escogidos por el jurado internacional en la primera fase del concurso. El jurado internacional, integrado por representantes de las distintas instituciones que colaboran en esta iniciativa, ha tenido en cuenta los siguientes criterios: calidad y sostenibilidad, adecuación al contexto e integración en la cultura local, impacto en la comunidad y su capacidad para convertirse en modelo para otras comunidades y por último, la viabilidad y la eficiencia, procurando incrementar los beneficios para la comunidad y su patrimonio cultural.

Puente y posada de Zubiri en la actualidad, ubicado en el Camino de Santiago

Se priorizan además proyectos en el medio rural, que puedan así contribuir a generar en él nuevos recursos y actividades y, con ello, a fijar y atraer población.

El Concurso celebra su quinta edición y se convierte en un acontecimiento bienal

El desarrollo del concurso está compuesto por dos fases sucesivas. En la primera fase, se convocan a los municipios españoles a presentar posibles temas y emplazamientos de recuperación, preservación y dinamización de sus localidades. Entre las 30 propuestas recibidas, un jurado internacional ha escogido las tres que mejor se ajustan a los objetivos y criterios planteados y que se han considerado más viables de cara a su posible aplicación o ejecución posterior.

En la segunda fase del concurso, en este caso con carácter internacional, se ha convocado a estudios de arquitectura de alrededor del mundo a presentar propuestas de diseño arquitectónico y urbano para los tres emplazamientos inicialmente seleccionados. Un segundo jurado internacional, en el que nuevamente estuvieron representadas las distintas instituciones que colaboran en esta iniciativa y las autoridades de los municipios implicados, ha evaluado las propuestas y ha seleccionado las que mejor se han ajustado a los criterios del concurso.

Proyectos ganadores para los municipios españoles de: Valpuesta, Buitrago del Lozoya y Zubiri.

El diseño propuesto por Susana Granizo Polo y Silvia N. Gómez Díaz ha sido el premiado en el municipio de Valpuesta (Burgos). Se plantea la recuperación de un conjunto edificado situado en el principal espacio público del lugar, que se reactiva y revitaliza con esta intervención. Se crean en las construcciones rehabilitadas nuevos equipamientos culturales. Albergarán, entre otros usos, un centro de estudios sobre el origen de la lengua castellana, algunas de cuyas más antiguas manifestaciones fueron halladas en este lugar.

 

Proyecto premiado para Valpuesta, realizado por las arquitectas Susana Granizo Polo y Silvia N. Gómez Díaz

Proyecto premiado para Valpuesta, realizado por las arquitectas Susana Granizo Polo y Silvia N. Gómez Díaz 

El proyecto premiado para Buitrago del Lozoya, realizado por el arquitecto Javier Senosiain Jauregui, plantea la reconstrucción y recuperación de una manzana completa de su casco histórico que se encuentra en ruinas y la creación de nuevos espacios públicos de calidad que atraigan nuevamente actividad a este ámbito del municipio. Estos edificios, en cuyo diseño se actualizan las formas y los sistemas de construcción de la tradición local, se destinarán a alojamientos turísticos de carácter municipal.

Proyecto premiado para Buitrago del Lozoya, realizado por el arquitecto Javier Senosiain Jauregui

Proyecto premiado para Buitrago del Lozoya, realizado por el arquitecto Javier Senosiain Jauregui

En el caso de Zubiri, se ha premiado la propuesta de Francisco Sánchez Salazar, Miguel Antonio García y Jesús Llanos Jiménez, que busca recuperar un gran edificio de piedra situado junto al Camino de Santiago y abandonado, en la actualidad, para convertirlo en el centro cultural de la localidad. Respetando su estructura y sus materiales originales, se transforma su interior para crear diversos espacios que apoyen la dinamización de esta zona. Se pone en valor también la plaza en la que se sitúa y se realiza una nueva construcción de apoyo a los huertos vecinales adyacentes.

Proyecto premiado para Zubiri, realizado por los arquitectos Francisco Sánchez Salazar, Miguel Antonio García y Jesús Llanos Jiménez



Leave a Reply

*